Ir a la barra de herramientas
Ayer estuvimos en el parque infantil del Menara Mall. A la salida había un espectáculo de luces y agua y música que, por separado, podría tener su gracia. Pero era TODO JUNTO y así a tu cuerpo le daban ganas de entrar en shock. Indira y Guille, que por la mañana causaron sensación en la medina a lo Superman y Batmqn, cómo no, bailaban emocionados. Yo me sentía tan feliz que tuve que ponerme a pensar en el por qué de la muerte, con lo bien que uno se lo podía pasar en la vida. Y me amargué de nuevo. Todo en orden.

Hoy comimos en La famille, un vegetariano diferente a todos los vegetarianos del mundo, y eso incluye la India: ¡este le gusta a Guille! A mí me encanta también.